septiembre 25, 2019

PROYECTOS

Inclusión laboral: Formación de personas sordas como programadores

En 2018 y 2019, TSU realizó un análisis de necesidades de 1 año sobre el tema «capacitar a las personas sordas para que se conviertan en programadores» financiado por la Equilibrium Foundation. TSU descubrió que más de 2/3 de las personas sordas en Quetzaltenango pueden imaginar un trabajo seguro y sostenible en el sector de TI y que 1/5 tiene las propiedades necesarias. En noviembre de 2019, TSU capacitó a 3 adolescentes sordos de la etnia indígena K’iche con 1 experto en TI y 1 intérprete en un curso piloto de capacitación de 3 semanas sobre el tema de «Introducción a la programación de Android para sordos». Sobre la base de los resultados exitosos y las relaciones establecidas con el grupo objetivo y las organizaciones locales, así como las partes interesadas, TSU desarrolló en 2020 un concepto de capacitación de 1 año que se ejecutará en el año 2021. El objetivo es el empoderamiento de un grupo de 10 adolescentes sordo de la ciudad Quetzaltenango para convertirse en programadores. Tras la formación, los 10 participantes llevan a cabo proyectos de software con un experto informático experimentado en el equipo y así se ganan un salario en el mercado laboral y dará a los 10 participantes la oportunidad de integrarse en un futuro mercado global.

Salud Mental: Fortalecer la resiliencia de adolescentes

De octubre de 2018 a abril de 2019 realizamos un proyecto de la promoción de la salud mental de 21 adolescentes de la etnia indígena K’iche en el municipio de Nahualá, Departamento de Sololá. La ciudad de Nahuala se ve afectada por una pobreza considerable, pocas oportunidades laborales y la migración laboral asociada de muchos padres a los Estados Unidos. También hay un alto índice de suicidios dentro de la comunidad en crecimiento. Por este motivo, primero la Iglesia Católica de la Parroquia Nahualá y después la Equilibrium Foundation financió la formación de 25 jóvenes en riesgo de suicidio con el objetivo de brindarles herramientas y estrategias para superar y mejorar su salud mental. En 6 meses, la TSU impartió al grupo en 9 talleres sobre autoestima, autoimagen, motivación, liderazgo, control de emociones y proyectos de vida. El resultado fueron adolescentes resilientes con proyectos de vida adaptados a sus necesidades y requerimientos.

Nutrición: Recuperación nutricional a niños menores y de pobreza extrema

En Guatemala el 67% de los niños menores de cinco años padecen de desnutrición aguda en las diversas áreas rurales del sur occidente del país. Por ello, de 2017 a 2018 se llevó a cabo un programa integral de nutrición diaria en el Valle de Palajunoj. La implementación incluyó aspectos de tratamiento para los niños y educación para los padres de familias. El tratamiento médico involucró vitaminas y chequeos mensuales y la educación de los padres de familia fue focalizada y relevante para mejorar los conocimientos y hábitos de las familias y se logró la recuperación de los 25 niños menores de 5 años recuperados de desnutrición aguda y crónica. El programa fue multidisciplinario, con el fin de tratar no solo para recuperar el estado del niño temporalmente, sino también para cambiar los hábitos, conocimientos y actitudes de las familias para que brindaran un hogar y estilo de vida más saludable que antes. Se realizaron mensualmente evaluaciones nutricionales realizadas por la nutricionista a los 25 niños, observando progresos y desarrollos del mismo, al igual que se entregó vitaminas mensualmente. El programa tuvo una duración de 12 meses cumpliendo con la recuperación del estado nutricional y mejorando el estado de salud de 25 niños y subsecuentemente a sus familias.

Abrir chat